Enfermedades más comunes de las plantas: Hongos (II)

En la entrada anterior os hablábamos acerca de las enfermedades que más comúnmente afectan a nuestra plantas. En este post seguimos con la segunda parte de las enfermedades más comunes producidas por los hongos.

Roñas

Se caracteriza por la formación de costras y manchas con relieve en la superficie de los frutos y las hojas. En ocasiones, también deforma las hojas y frutos, produciendo su caída prematura. Los responsables de esta enfermedad son los hongos Ascomicetos del género Venturia, Spilocaea, Fusicladium y Rhytisma.

Los cuerpos fructíferos se desarrollan a lo largo del invierno en los frutos que han caído del árbol, formando ascosporas en la primavera que se propagan gracias a la acción del viento. Los cultivos más afectados por esta enfermedad son el manzano, el cerezo, el peral, el chopo, el sauce, el arce, el fresno y el olivo.

La única forma de controlar este hongo es la aplicación periódica con fungicidas a base de zineb o maneb.

Botrytis o podredumbre gris

Esta enfermedad es producida por el hongo Botrytis Cinerea. La característica principal es que el hongo elimina el agua de los frutos, y aparece un moho gris, fácilmente identificable, pero afectan también a hojas, tallos y flores. Este hongo aparece con humedad alta, por encharcamiento o por exceso de agua.

Esta enfermedad suele afectar principalmente a los viñedos y a las plantaciones de fresas, pero también a otras plantas como las rosas

Para prevenir este hongo debemos evitar en la medida de lo posible las heridas, ya que penetra por ahí y ventilar entre las plantas para evitar la acumulación de humedad. Para tratarlo, lo mejor es eliminar las partes afectadas y tratar con fungicida antibotrytis.

Carbón del Trigo

Cuando se desarrolla esta enfermedad se forma una masa polvorienta de color negro sobre los  tejidos florales de la planta, aunque también puede darse el caso de la formación de agallas y deformaciones.

Este hongo afecta en mayor medida a los cultivos de cereal como el trigo, la cebada, la avena o el centeno, y los responsables son los Basidiomicetos del género TilletiaUrocystis y Ustilago.

Para combatir esta enfermedad lo mejor es comprar semillas certificadas. Si compramos las semillas no certificadas la opción más interesante es hacer un tratamiento con bacterias Pseudomonas fluorescens en la semilla, que forman una cubierta en la misma evitando el desarrollo de estos hongos.

Estas son las enfermedades más comunes provocadas por los hongos en las plantas. En posteriores entradas iremos comentando otros tipos de enfermedades producidas por nematodos, virus y bacterias.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.