Consejos para recuperar las plantas que se han estropeado en verano (II)

En el post anterior, comentamos que el riego excesivo es otra de las razones por las que las plantas se estropean en verano. Si te ha ocurrido a ti, te damos unas pautas para su recuperación.
Saca las plantas de su tiesto y envuelve su cepellón en papel absorbente. Cámbialo cada vez que se empape. Cuando compruebes que ya no tiene tanta agua, colócala de nuevo en su maceta. No la riegues hasta que pasen tres días.
En caso contrario, si lo que ha sucedido es que se ha quemado por el sol, lo primero que tienes que hacer es retirarla de la luz directa. Puedes colocarla bajo un toldo, por ejemplo, o meterla en casa. Verás que las hojas tienen manchas marrones o amarillas, sobre todo en las puntas. Pulverízalas todos los días.
Cuando compruebes que la planta se está recuperando, podrás ponerla al sol. Pero no lo hagas muchas horas, comienza con un par, luego cuatro… Esto es, de forma gradual.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*
*
Website

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.